20 de Septiembre del 2019

Si te hace sufrir, ahí no es

Por Betzabé Vancini / /
Si te hace sufrir, ahí no es
Foto: Central

betza identifi

Hay toda una cadena de tuits o de memes en los que versa la frase “Si te sientes bla bla, ahí no es”, se refieren más bien a nuestras pobres elecciones de pareja, y se han vuelto una especie de referente en redes sociales para muchas personas que se sienten en conflicto con su relación de pareja. Es por esto que decidí hacer una columna al respecto y decirte, desde la perspectiva psicológica, cuando estás errando tu elección y AHÍ NO ES. Aquí te van algunos ejemplos:

Si no pueden platicar de cosas serias, ahí no es.

Si tienes miedo de contarle tus planes o tus sueños por que tal vez se burlará, ahí no es.

Si tienes que mandarle tu ubicación y foto de con quién o dónde estás, ahí definitivamente no es.

Si critica tu forma de vestir o te hace sentir mal por tu apariencia, ahí no es.

Si te prohíbe tener amigos o amigas o le molesta que salgas sin él o ella, ahí no es.

Si siempre tiene muchas prioridades antes que tú o la relación, ahí no es.

Si hace promesas que nunca cumple, ahí no es.

Si le has descubierto mentiras y pese a que le cachas, lo niega, ahí no es.

Si te insulta, te amenaza o te denigra, definitivamente ahí no es.

Si te compara constantemente con sus ex parejas, ahí no es.

Si te exige ser tu única prioridad y requiere toda tu atención, ahí no es.

Si no puede entender que son personas distintas y no muéganos, ahí no es.

Si te hace sentir en soledad aún estando juntos, ahí no es.

Si no puedes contar con él o con ella para pedirle ayuda cuando algo te pasa, ahí no es.

Si te esconde, ahí no es.

Si te cela, te persigue o te acusa de serle infiel o te pide “garantías” de tu fidelidad, ahí no es.

Si te ignora cuando están juntos o te aplica ley del hielo por días, ahí no es.

Si te hace sentir inseguro/a sobre tus cualidades, ahí no es.

Si sabotea tus metas, tus proyectos o tu desarrollo, ahí no es.

Si no pueden hablar con sinceridad porque temes que se enoje o se sienta, ahí no es.

Si te pide dinero constantemente, te seca la cartera o la cuenta, ahí no es.

Si no tiene metas personales, ahí no es.

Si consume alcohol en exceso o drogas, ahí no es.

Si es incapaz de pedir una disculpa, ahí no es.

Si te hace enteramente responsable de su felicidad, ahí no es.

Si por más que tú te esfuerzas, él o ella no pone de su parte, ahí no es.

Si la mayor parte del tiempo te sientes triste, ahí no es.

Si no sabes si te va a querer mañana, ahí no es.

Si cuando empezaron a andar tenían algo bonito y ahora todo es pelear, ahí YA no es.

Más claro ni el agua. Bien dicen que todos merecemos un amor que cuando vayamos a dormir nos haga sentir la seguridad de que mañana nos seguirá queriendo. El control, las dudas, las ausencias y el abandono NO SON AMOR. Una relación de pareja debe ser un plus positivo en tu vida, es decir: que tu vida debe estar bien por sí misma y sólo ser más bonita porque la otra persona está contigo; sin embargo, nadie es responsable de tu felicidad. Si caíste en una relación que lejos de hacerte bonita la vida te hace pasar ratos amargos, ahí no es.

Como siempre, estaré atenta a todas tus preguntas o comentarios vía Twitter. Me encuentras como @betzalcoatl

ANTERIORES

 

Informe

Selene Rios

Neoderma Clinica