¡Comparte!

Los diputados locales de Morena y PAN, Sergio Salomón Céspedes Peregrina y Eduardo Alcántara Montiel, respectivamente, pidieron al Ayuntamiento de Puebla la clausura de los bares clandestinos en las jaulas para autos que se encuentran en las unidades habitacionales. 

Entrevistados en el Congreso del Estado, ambos legisladores pidieron al Ayuntamiento de Puebla tener mayor presencia en las unidades habitacionales. Para la clausura de estos lugares que operan en las jaulas y los cajones de estacionamiento. 

El presidente del Poder Legislativo, Sergio Salomón Céspedes Peregrina, mencionó que debe existir una revisión permanente de Normatividad en todas las colonias. Pues si las autoridades son laxas en la instalación de una sola mesa, posteriormente se ampliará la presencia de los vendedores de alcohol. 

Por ello, manifestó que las autoridades deben ser firmes en sus revisiones, privilegiando “la paz social”. Al dar seguridad a las familias que habitan en las zonas donde imperan los bares clandestinos: “No estamos en contra de que comercialicen, pero sí dentro del orden y la legalidad”. 

El legislador morenista mencionó que este no es un llamado exclusivo al Ayuntamiento de Puebla. Sino a los 217 municipios, donde es frecuente la venta irregular de bebidas embriagantes.  

Destacó que esta actividad se ha normalizado a tal punto que en las canchas de futbol y en las carreteras hay zonas de venta. “Tienen que estar reguladas para que pueda haber un control de lo que venden”. 

Por su parte, el coordinador de la bancada del PAN en el Congreso, Eduardo Alcántara Montiel, subrayó que en la Angelópolis se requiere de una estrategia más sólida para que las autoridades tengan presencia en todos los rincones del municipio, vigilando los lugares donde más se concentra esta práctica. 

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

Lo que hace falta es mano dura. Están en la vía pública. Tienen que levantar el alcohol. Es tarea de Gobernación levantar toda la venta de alcohol en la vía pública”. 

Expuso que no solo se trata de clausurar los bares clandestinos de las unidades habitacionales. Pues la venta irregular también ocurre en camionetas que ofrecen bebidas en la zona de Bosques de Chapultepec; en puestos de la 3 Sur, a la altura de avenida Constitución Mexicana, así como en Balcones del Sur. Lo cual refleja “un vacío de autoridad en este tema”. 

Eduardo Alcántara consideró que la reciente intoxicación de menores de edad por la presunta ingesta de alcohol adulterado en el Salón Country, exhibió “la punta del iceberg de todo un problema social que hay en el municipio”. 

Por ello, el panista presentará una iniciativa en el Congreso del Estado para castigar como un delito contra la salud la venta de alcohol sin permiso. Así como la omisión de las autoridades. 

Unidades Habitacionales de Puebla: un reino para la venta irregular de alcohol 

CENTRAL publicó que los cajones de estacionamiento de las unidades habitacionales —también conocidos como “jaulas”— son adaptados como bares clandestinos. Unos, se limitan solo a la venta de bebidas alcohólicas, mientras que otros agregan botana y postres. 

La unidad habitacional de San Aparicio es una de las tantas donde, al caer la noche, las jaulas se iluminan de colores fluorescentes, ofreciendo en lonas las micheladas, pitufos, cantaritos y mojitos, entre otras preparaciones. 

Bajo el anonimato, vecinos compartieron que esto ha provocado un ambiente de inseguridad, pues son constantes las riñas y otros actos violentos entre los clientes. Los propietarios de estos locales, aprovechan el poco patrullaje para continuar en la irregularidad. 

El gerente municipal de Puebla, Adán Domínguez Sánchez, ha señalado que esta práctica ocurre desde hace años. Nació con los propios vecinos. 

Te puede interesar: