¡Comparte!

Maricela, Fernando, Rosa y Connie aún se mantienen sin miedo y firmes con la esperanza de encontrar a sus familiares desaparecidos en Puebla. Sus rostros y cuerpos se muestran agotados, agotados por años de gritar: “¡Hasta encontrarlos!”.

Familiares agotados de incomodar a poblanos y autoridades cada que hacen mítines, plantones o recorridos buscando un alto a este problema que se ha convertido en una constante: los desaparecidos en Puebla. Pero el dolor siempre será incomprensible, si uno no pasa por dicha situación.

Sin pistas ni justicia, ni ayuda de gobiernos, con una herida que no puede sanar. Con ansiedad, preocupación, depresión, enfermedades, con un golpe en sus bolsillos, quizá hasta muertos en vida.

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

¿Dónde están?

Karina, Sergio, Rodrigo y Galilea forman parte de la lista de las más de 3 mil personas desaparecidas en la entidad. Sus familiares han encontrado el Colectivo Voz de los Desaparecidos de Puebla.

Un espacio con apoyo, moral, para difundir sus casos y hasta comprensión entre las 100 familias que viven el mismo calvario que ellos. Gracias a este grupo, los familiares han conocido sus derechos y las obligaciones de las autoridades.

En entrevista con CENTRAL, los poblanos coincidieron en que no debería existir el Día Internacional de las Victimas de Desapariciones Forzadas en México ni en Puebla.

Indiferencia de autoridades

Karina Yazmín Alducín Rodríguez desapareció en Tehuacán en 2016

En una playera con la fotografía de Karina, entre lágrimas y con una voz quebrada, Maricela narró que desde el 21 de agosto cambio su vida.

Con mucho dolor ha enfrentado no saber de ella y por la insensibilidad de las autoridades. Pues aseguró desparecieron las evidencias de que la pareja sentimental de Karina, se la llevó.

El dolor más grande que hemos enfrentado es que no estuvimos ahí para defenderla. Karina no sabía distinguir entre el mal y el bien”, aseveró.

¡Hasta encontrarlos!… Este es el calvario de familiares de personas desaparecidas en Puebla.
Retrato de Karina Jazmín Alducin. Creditos: Especial

Piden empatía a poblanos

Sergio Barrios desapareció en Amozoc en 2015

Con la mirada perdida y cansado de la incompetencia de las autoridades, Fernando nos relató que desde hace siete años busca a su hermano Sergio.

No logra entender como una persona alegre, con valores y que apoyaba a quien lo necesitara, fue víctima de desaparición forzada. Desde el 8 de octubre de 2015 su sobrino, se ha convertido en su fuerza y motor para buscar a su hermano.

Sean empáticos con la lucha y súmense a compartir las fichas de búsqueda”, pidió a los poblanos.

¡Hasta encontrarlos!… Este es el calvario de familiares de personas desaparecidas en Puebla.
Retrato de Sergio Barrios Herrera. Creditos: Especial

En lo económico también pega

Rodrigo Sánchez desapareció en San Salvador El Seco en 2020

Doña Rosa, mamá de Rodrigo, dijo que al no contar con estancias que solventen sus gastos, tienen que trabajar y buscarlos. Si una familia necesita dinero, los integrantes del Colectivo se cooperan. Pues hay hijos y padres de familia que quedaron desprotegidos.

Entre lágrimas, pidió a las personas ser tolerantes con su lucha, “encontrarlos con vida es nuestra última esperanza. Yo desearía encontrarlo como sea, para acabar con este calvario”, recalcó.

¡Hasta encontrarlos!… Este es el calvario de familiares de personas desaparecidas en Puebla.
Retrato de Rodrigo Sánchez Juárez. Creditos: Especial

Víctimas de extorsiones

Galilea Cruz desapareció en Amozoc en 2018

Connie sostuvo que tras la desaparición de su sobrina y por su ficha de búsqueda. Durante meses fue víctima de engaños, extorsión e información falsa sobre ella.

Para ella le es difícil, no poderle decir al hijo de su sobrina donde está su madre. Con tristeza recalcó que es muy doloroso “hacerte a la idea que tu familiar va a llegar a casa como sea… porque ya tendría un lugar en donde llorarle y llevarle flores”.

Asimismo, mostro su enojo porque el número de personas desaparecidas en Puebla sigue creciendo, pues más familias se unen al colectivo.

¡Hasta encontrarlos!… Este es el calvario de familiares de personas desaparecidas en Puebla.
Retrato de Galilea Cruz Aguayo. Creditos: Especial

El Colectivo Voz de los Desaparecidos continúa

María Luisa Núñez fundó el 10 de mayo de 2018 este colectivo. Pese a que ya encontró a su hijo, Juan de Dios, quien ya descansa en un panteón de Tehuitzo, Palmar de Bravo.

Ella continuará ayudando a las demás familias del grupo a encontrar a sus hijos, sobrinas, a todas sus personas desaparecidas en Puebla. Así sea pasar por hambre, frio y calor, todo por la esperanza de hallarlos.

Ellos lograron en 2021 la aprobación de la Ley de Desaparecidos Puebla. Su lucha seguirá porque ¡vivos se los llevaron y vivos los queremos!

Te puede interesar:

Hot Sale Estrella Roja