“El Kaimán” ahora va por “Los Pillines” de la colonia Roma

En el ecosistema criminógeno siempre hay distintas bestias. Hay grupos delictivos y capos que funcionan como grandes ballenas a quienes se les juntan una serie de peces alrededor que suelen ser sus parásitos.

En esta misma lógica a los peces grandes les sale competencia la cual tienen que eliminar, o simplemente aquellos grupos más pequeños suelen ser tragados o eliminados por completo.

En PÁGINA NEGRA detallamos que la banda conocida como “Los Pillines” actúa de manera flagrante en el robo de celulares, equipos electrónicos y otros objetos a través del atraco a tiendas como Coppel, Elektra y otras más de telefonía celular.

“Los Pillines” tomaron el control de la colonia Roma, al norte de Puebla Capital, como acá lo advertimos. Y fueron los vecinos, los vendedores, los dueños de tienditas y las cocineras que realizan deliciosas gorditas, memelas y quesadillas los primeros en quejarse por el cobro de piso y el dinero que les arrebataron día con día “Los Pillines”.

Hasta hace unos meses “Los Pillines” eran el azote de la Roma. Y otras colonias aledañas. Hasta que “El Kaimán” comenzó a tener cada vez más poder en el norte.

Los días 6 y 17 de septiembre fueron reportados los hallazgos de cuerpos. El primero en una maleta y el segundo embolsado. Los dos en la zona de la colonia Tepeyac y los límites de la Naciones Unidad.

El martes 13 de septiembre ocurrió algo curioso.

Los vecinos de la colonia Roma, los mismos que denunciaban el cobro de piso que exigía este grupo que la mayoría conformado por muchachos de 17 a 25 años, reportaron que una noche llegaron a buscarlos.

A toda una familia de la zona de la colonia Roma la encañonaron sujetos relacionados a “El Kaimán” y estos, faltaba más, iban escoltados por una patrulla de la Policía Estatal, la cual llevaba los números de unidad tapados con cinta adhesiva.

Los miembros de la banda de “El Kaimán” encañonaron a todos los vecinos de ese domicilio, niños y niñas, mujeres y hombres. Todos parientes de “Los Pillines”.

Un día después vieron camiones de mudanza y desaparecieron todos ellos.

Algo ocurrió que el mensaje de ese grupo delictivo no quedó del todo claro.

Y vino otro: el cuerpo encontrado el 17 de septiembre, al parecer, tiene relación directa con esta banda. Es un familiar del mismo grupo de “Los Pillines”.

Así en los ecosistemas criminógenos un pez gordo puede ser engullido por un tiburón o una ballena o ahora, un caimán.

Parece que el gobierno de Puebla busca contrarrestar el crecimiento de “El Kaimán” y saben bien que hay células de la Policía Estatal y otros grupos alineados a él.

Por lo pronto ese caimán parece hambriento y sigue engullendo parásitos y charales del norte de Puebla.

BONOBUS
Edmundo Velázquez

Edmundo Velázquez

Es egresado de la carrera de Ciencias de la Comunicación por la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP) y cursó la maestría en Periodismo Político en la Escuela de Periodismo Carlos...