21 de Agosto del 2019

La seguidilla de tinta y la orden de aprehensión de Marín

Por Edmundo Velázquez / /
La seguidilla de tinta y la orden de aprehensión de Marín
Foto: Central

CuentaHastaDiez

Cualquier periodista está tentado a caer en ganar la exclusiva.

A todos nos pasa, siempre. Es parte del instinto periodístico el querer ser el primero o el citado por otros medios como el responsable de una buena publicación.

Es algo a lo que los tundeteclas estamos expuestos cada que se aparece la oportunidad de embriagar al ego.

Esto potencializa cuando hay un caso que a la mayoría de los lectores intriga o que finalmente puede modificar la historia o jugar parte importante en un tema. Y ahora con las redes sociales, la simple idea de generar tendencia aún le pone más sabor.

Así como ocurre alrededor del destino del ex gobernador de Puebla, Mario Marín Torres, ahora que fueron liberadas las órdenes de aprehensión en su contra y también contra otros personajes involucrados en la detención de Lydia Cacho, ocurrida el 16 de diciembre del 2005, y que hasta el momento sigue siendo noticia.

Obviamente, el tema es algo que todos aquellos que escuchamos el caso hace ya más de 13 años queremos conocer porque siempre esperamos el final de este tipo de historias.

Los desenlaces intrigan. Así que queremos saber cómo es que el fantasma del abuso de poder le cobra cuentas a Marín, enfundado en un Scrooge Región 4.

Así que decir que alrededor de la orden de aprehensión en contra del ex gobernador, hay demasiados intereses es una obviedad.

También, alrededor de todas las versiones que están apareciendo en medios de comunicación hay varios hilos, y quienes los jalan buscan conseguir ciertos resultados.

La primera filtración, por ejemplo, la de las órdenes de aprehensión se le ha adjudicado al despacho Nassar Nassar y Asociados. Sin embargo, José Luis Nassar Daw ha negado su participación en la defensa de Marín y los demás —nada célebres— personajes.

También hubo quien soltó el dato de una posible detención, la de Juan Sánchez Moreno, ex titular de Mandamientos Judiciales.

Hasta el momento no se ha confirmado, por ninguna fuente oficial, que esto en efecto haya ocurrido.

También hay filtraciones de posibles destinos internacionales como Reino Unido y Canadá, en donde supuestamente los personajes en cuestión ya se encontraban residiendo por temor a ser detenidos.

Interpol y Europol emitieron alertas migratorias de cualquier movimiento de los involucrados y detenerlos en cuanto pisen otros países.

Incluso, el jueves 18 de abril también.

Y qué decir de la tramitación de los amparos.

Funcionarios dentro de la FGR tuvieron que revisar si en verdad existían tales.

Estos todavía ni existen. Y en todo caso, el delito de tortura se considera grave. Así que flaco favor les harían a los relacionados.

El hecho es que en este caso ya hay mucho batidillo.

Mucha información extraoficial y pocas nueces.

¿A quién le conviene soltar tanta paja?

El resultado de la verborrea de algunos y la seguidilla de tinta de otros solamente sugiere que el ex gobernador Marín —y sus allegados— están muy nerviosos. 

ANTERIORES