¡Comparte!

Todos quedamos impactados con la escena que Matt Reeves eliminó en su entrega de “The Batman”, sobre todo por lo real y escalofriante que luce el “Joker”, interpretado por Barry Keoghan, lleno de cicatrices y quemaduras.

Es más, ahora que conocimos esta escena de cinco minutos, lamentamos que no haya sido incluida en la película, porque seguro pudo ser el plus, le hubiera dado más emoción a la trama, más aún porque el “Guasón” se habría convertido en un personaje crucial, hasta los reflectores tendría a estas alturas.

Todo esto porque la caracterización del “Príncipe del crimen” es muy real, más humana, lejos de la ficción o fantasía, con cicatrices o quemaduras que cualquier persona podría tener en su cuerpo. De ahí que nos preguntáramos, ¿cómo se le ocurrió a Reeves caracterizarlo así?

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

Los amigos de Sensacine comentaron que el director se basó en los cómics del Hombre Murciélago, por allá de la década de los 50, cuando aparece el Joker, luego de caer en un río de químicos que incluía hidróxido de sodio, ácido sulfúrico, sulfato de zinc, cromo y cobre.

Por supuesto, todos estos componentes quemaron su cuerpo, ocasionando cicatrices terribles, heridas graves y que se quedara con apenas pocos mechones de cabello, y fue lo que Reeves hizo al caracterizar a Barry Keoghan.

Más allá de lo frenético del personaje, de sus locuras y que se le adjudican a estos compuestos, en realidad, lo que éstos causaron en el cuerpo del Guasón fueron deformaciones en la piel, en la cara y extremidades.

Ahora esperamos que lo veamos muy pronto en la pantalla grande, porque será un agasajo, si con sólo cinco minutos nos quedamos pasmados, imaginen en una cinta de más de dos horas.

Etiquetas:
BONOBUS
Yonadab Cabrera Cruz

Yonadab Cabrera Cruz

Inició como reportero en 2007 y ha cubierto temas políticos, de medio ambiente así como sociales. Cuenta con dos maestrías: la primera de ellas en Mercadotecnia y Publicidad y la segunda en Desarrollo...