¡Comparte!

El Día de Muertos es una de las tradiciones mexicanas más importantes para cualquiera que viva o haya visitado México, porque son días para honrar a nuestros fieles difuntos, rememorarlos e incluso consentirlos.

Para la mayoría de los mexicanos, del 27 de octubre al 2 de noviembre son días de júbilo. Según la tradición del Día de Muertos, las almas de los difuntos vuelven al mundo terrenal para deleitarse con el altar de muertos colocado en su memoria.

La muerte en México no sólo representa pérdida y duelo, esta temporada también nos brinda la oportunidad de reflexionar sobre nuestras experiencias con  nuestros seres queridos y para apreciar aún más la vida, la familia y los amigos.

La celebración del Día de Muertos también es sinónimo de nostalgia, recuerdos y dulces típicos, como las calaveritas de azúcar. Así como frutas de temporada, papel picado y pan de muerto.

¿Por qué se celebra el Día de los Muertos?

El culto a la muerte ha sido un pilar de la cultura mexicana desde la época prehispánica. Cuando una persona moría se le envolvía en ‘petate’ para ser enterrada. Más tarde era despedida con una fiesta para guiarla al Mictlán, el inframundo de la cultura mexica. El festín incluía la comida que prefería el difunto, creyendo que podría padecer hambre en su camino al más allá.

Sin embargo, el Día de Muertos como lo conocemos hoy surge de la sinergia de las tradiciones y costumbres españolas, traídas a México por los colonizadores, y los cultos prehispánicos.

Principalmente los pueblos indígenas de México como los mexicas, zapotecas, mixtecas, tlaxcaltecas, texcocanos y totonacas, profesaban esta tradición, que coincidía con el fin del ciclo agrícola del maíz, un alimento básico de la dieta mexicana.

¿Cuándo llegan las almas de los muertos?

Según la tradición, nuestros fieles difuntos nos visitan del 27 de octubre al 2 de noviembre. Sin embargo, cada Día de Muertos tiene su propio significado:

  • 27 de octubre: día dedicado a las mascotas fallecidas.
  • 28 de octubre: en honor a las personas que fallecieron en un accidente, de forma repentina o violenta.
  • 29 de octubre: destinado a las personas que murieron ahogadas.
  • 30 de octubre: para recordar a las personas que fallecieron olvidadas o sin familia.
  • 31 de octubre: designado para los que están en el limbo, los no nacidos o que murieron sin ser bautizados.
  • 1 de noviembre: para recordar a los niños y niñas menores de 12 años que perdieron la vida.
  • 2 de noviembre: Día de Todos los Santos.

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

¿Qué significan los 7 niveles del altar?

Cada año los mexicanos colocan altares u ofrendas en sus hogares o lugares de trabajo con la esperanza de que sus familiares difuntos puedan visitarlos. La tradicional ofrenda de Día de Muertos consta de siete pisos, cada uno lleno de simbolismo, por eso aquí te dejamos su significado:

Día de Muertos: una tradición muy viva
Infografía sobre los siete niveles del altar de muertos. Creditos: Leonardo Delgado
  • Primer nivel: se coloca la imagen del santo al que se le sea devoto.
  • Segundo nivel: dedicado a las ánimas del purgatorio, con el propósito de permitir la salida de los muertos.
  • Tercer nivel: se pone sal para purificar al espíritu y evitar que el cuerpo se corrompa..
  • Cuarto nivel: probablemente aquí comienza la algarabía de la ofrenda, ya que se coloca el pan de muerto.
  • Quinto nivel: aquí se debe colocar la comida y bebida que le gustaba al difunto.
  • Sexto nivel: se pone una o más fotografías de familiares fallecidos a los que está dedicada la ofrenda.
  • Séptimo nivel: se forma una cruz con frutas o semillas para que los difuntos rediman sus culpas.
Día de Muertos: una tradición muy viva
Habitantes de Huaquechula, Puebla, colocan las tradicionales ofrendas monumentales. Creditos: Agencia Enfoque

Esta es solo la estructura de la ofrenda, ya que debe estar llena de amor y llevar algunos elementos básicos del Día de Muertos. Cosas como incienso, papel picado, copal, veladoras, calaveras de azúcar o chocolate, agua y todos los alimentos, que en vida, le gustaban a nuestros seres queridos. Además de las flores de cempasúchil de color amarillo, que también se usan para adornar las tumbas de los difuntos.

El INAH nos enseña el significado de cada elemento de la ofrenda de Día de Muertos

México celebra la muerte

El Día de Muertos es tan importante y significativo en la cultura mexicana que ha sido retratada en películas que se han rodado en la Ciudad de México.

007: Spectre rodada en la Ciudad de México

También se han escrito crónicas, cuentos, poemas, así como innumerables representaciones artísticas. Tanto es así que pasó a formar parte del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad el 7 de noviembre de 2003.

Pero sin duda, la representación más famosa y querida sigue siendo “La Catrina”. Este grabado fue creado por el ilustrador mexicano José Guadalupe Posada, quien mediante este esbozo, satirizó a mujeres de alto nivel socioeconómico que habían olvidado sus raíces indígenas y adoptado costumbres europeas.

Día de Muertos: una tradición muy viva
Ofrenda del Congreso del Estado de Puebla. Creditos: Agencia Enfoque

También conocida como “La Calavera Garbancera”, gracias a que los vendedores de garbanzos se hacían pasar por ricos cuando eran parte del pueblo indígena.

Sin embargo, fue Diego Rivera quien la bautizó como “La Catrina”, luego de retomar la ilustración de Posadas para su mural “Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central”.

Tradicionalmente, los mexicanos consideran el Día de Muertos como una temporada de fiestas, alegría y nostalgia. Cada año la esperan con ansias para comer hojaldras, mandarinas y calaveritas de azúcar, pero sobre todo para dar la bienvenida a los que nos precedieron, pero que seguramente volveremos a ver.

Te puede interesar: