¡Comparte!

El secretario de Cultura de Puebla, Sergio Vergara Berdejo, fingió demencia al desconocer cómo fue el proceso para entregar en comodato los Lavaderos de Almoloya al Hotel Rosewood. Esto pese a que él mismo hizo el proceso cuando fue gerente del Centro Histórico de la ciudad. Además, los documentos de la entrega de este sitio catalogado como patrimonio histórico están perdidos.

Fue en 2017 cuando Sergio Vergara Berdejo entregó en comodato los Lavaderos de Almoloya al Hotel Rosewood y dos años antes, es decir, desde el 2015, ya había presumido los supuestos túneles que están debajo del Barrio de San Francisco. Estos mismos fueron los que el gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta, evidenció como simple drenaje.

Aunque como Gerente del Centro Histórico de Puebla, fue el responsable de dejar la zona bajo el resguardo del entonces Hotel Rosewood, actualmente desconoce cómo fue la entrega del área a los privados.

Fue de manera exacta en junio de 2017, cuando el ahora titular de la Secretaría de Cultura, cedió al Hotel Rosewood la zona de los Lavaderos de Almoloya. Además, la Capilla del Cirineo, la Fuente de los Azulejos Paseo San Francisco y una vialidad del mismo sitio.

En ese momento, Vergara dijo que dio en comodato los inmuebles y zonas que estaban incluidas en el catálogo de monumentos históricos de la capital poblana. Pero no para privatizarlos, sino para que el hotel se encargara de darles mantenimiento.

Siendo funcionario municipal con el exalcalde Luis Banck Serrato, aseguró que los sitios culturales continuarían abiertos al público en general, pero se cerraron como zonas exclusivas de los privados.

Documentos de comodato hecho por Vergara están desaparecidos

De acuerdo con fuentes de CENTRAL, los documentos donde se estipuló el comodato con el cual Vergara entregó los Lavaderos y las otras zonas históricas, están desaparecidos.

Lavaderos de Almoloya
Lavaderos de Almoloya

Tras la recuperación que realizó el gobierno de Miguel Barbosa Huerta, se ha iniciado un análisis sobre el estado de los inmuebles. El mandatario evidenció que presentan daños estructurales y deterioro por la falta de mantenimiento.

Vergara Berdejo ha sido contradictorio en sus declaraciones, ahora como secretario de Cultura, sobre los Lavaderos de Almoloya. Aunque fue el responsable de la entrega a los privados, dijo que desconoce cómo se encuentra la zona. Además, indicó que no se entregó en comodato, sino en un fideicomiso que ya no existe.

En entrevista, el pasado 22 de junio, indicó que los sitios históricos de San Francisco siempre quedaron como áreas comunes, pero con guardia y custodia por parte del hotel.

Desconoció los daños causados por los privados, que provocaron el cierre inesperado de los Lavaderos y los túneles a unos días de haberse reabierto al público. Y no dio una fecha para que se concluyan las reparaciones para que los poblanos nuevamente puedan ingresar.

Destacó que los estudios siguen en curso y habrá que esperar los resultados para hablar al respecto.

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

Lavaderos de Almoloya
Lavaderos de Almoloya

Con supuestos planos antiguos, Vergara presumió los túneles

En cuanto a los túneles, uno de los proyectos estrella del exmandatario Antonio Gali Fayad, Vergara presumió que databan del siglo XVIII con supuestos planos antiguos y testimonios de historiadores.

Gali Fayad declaró el 7 de septiembre de 2015 que había una invaluable red subterránea que conectaba importantes sitios de la capital. Mismos que se descubrieron cuando encabezaba la Secretaría de Infraestructura.

En dicho momento tuvo acercamientos con especialistas para iniciar un proyecto de “rescate” con ayuda de Vergara, quien indicó que había recabado los planos antiguos.

En el proyecto estaba incluida la participación del entonces gobernador Rafael Moreno Valle. Declaró que no se escatimarían recursos, ni tiempo en la preservación de los túneles, que representaban un atractivo turístico a nivel mundial, al ser un legado histórico de más de 400 años.

Barbosa revela que túneles son un fraude a punto del colapso

El 15 de junio de este 2022, Barbosa Huerta e integrantes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), revelaron que los túneles eran en realidad drenajes que los privados hicieron pasar por zonas históricas para hacer negocio.

Enrique Gómez Osorio, supervisor del Centro del INAH en la entidad, dijo que las modificaciones a los drenajes para que se pudieran ver como sitios históricos causaron daños. Hubo excavaciones con pérdida de material, procesos de saturación y escurrimientos que generaron inestabilidad.

Ahora, hay un sistema de doble capa sin conexión y riesgo de colapso. Razón por la cual, se cerraron, ya que el paso de las personas y las vibraciones de los automóviles podrían provocar un desplome.

El gobierno prepara un proyecto para reparar los drenajes y las obras serán supervisadas por el INAH. Al parecer no existirá una participación por parte de la Secretaría de Cultura, debido a que el secretario desconoce la labor que está realizando la administración a la que pertenece.

Vergara fue destituido de la Gerencia del Centro Histórico con Luis Banck Serrato precisamente por haber cometido diversas irregularidades. Puesto que estaba anunciando proyectos que aún no estaban autorizados y por verse envuelto en varios escándalos y diversas quejas de regidores y hasta ciudadanos.

Entre las causas de su despido del Ayuntamiento de Puebla, figura la privatización de San Francisco y la autorización para que el Hotel Cartesiano invadiera la vía pública. Así como dejar inconcluso el corredor turístico de Analco y responsabilizar a una empresa de la demolición de la Casa del Torno. 

Te puede interesar:

Hot Sale Estrella Roja