¡Comparte!

El presidente del Congreso local, Sergio Salomón Céspedes Peregrina, indicó que el alcalde Eduardo Rivera Pérez sí debe rendir cuentas al Legislativo sobre la concesión de 10 años de publicidad en paraderos de Puebla capital, ya que la Ley establece que ellos deben aprobarlo.

En entrevista, este martes indicó que el tema que debe revisarse a fondo, toda vez que el Congreso está facultado para analizar las concesiones y contratos que excedan a un periodo mayor al del gobierno que lo contrató.

Y es que Eduardo Rivera entregó en concesión la publicidad en paraderos del transporte público de Puebla, por un periodo de 10 años. Declaró que, al no tratarse de un “contrato”, el Congreso no tenía por qué aprobarlo.

Céspedes Peregrina dijo que es “obligación” de los legisladores revisar el caso, ya que “se estaría nuevamente condenando a diferentes periodos y a diferentes ejercicios” por el tiempo que dura la concesión. Además, consideró que la interpretación de Eduardo Rivera a la Ley podría ser errónea.

Hay una serie de interpretaciones de la Ley, sin embargo, es muy importante apegarse a el estado de derecho, generar máxima transparencia, y si es necesario que las concesiones vayan al Congreso para generar máxima transparencia, hay que hacerlo”.

Además, consideró que si la licitación es para beneficiar a la ciudadanía y mejorar los servicios, entonces el Ayuntamiento no tendría conflicto en transparentar y en permitir que el Congreso haga una revisión sobre la publicidad en los paraderos de Puebla.

Eduardo Rivera dice que el Congreso no debe avalar el contrato

Este martes, Lalo Rivera justificó que la Constitución local y la Ley Orgánica Municipal, le otorgan facultades para entregar concesiones de los espacios publicitarios por un periodo superior a su trienio, así como también permite al Legislativo aprobar la “enajenación de bienes y los contratos con una duración mayor al periodo del ayuntamiento”.

Sin embargo, el panista justificó que no tienen por qué esperar la aprobación de los diputados, al resaltar que la concesión no es considerada como un contrato convencional.

El gobernador Miguel Barbosa Huerta comentó esta mañana que la entrega de estas concesiones, como la de la publicidad en los paraderos de la ciudad de Puebla, suele emplearse con fines políticos para limitar la difusión a determinadas personas.

Lo que están considerando es uso y aprovechamiento de espacios de dominio público para fines de publicidad, no privados, hay que ajustarnos a la ley, ¿no? ¿No íbamos a ser diferentes? He instruido al consejero jurídico qué pasa cuando la concesión es mayor al plazo de la autoridad que lo otorga, hay que regularlo”.