¡Comparte!

El director de la Unidad de Normatividad Comercial del Ayuntamiento de Puebla, Enrique Guevara Montiel dio a conocer que un restaurante de la 43 Poniente fue multado con 9 mil 622 pesos por apartar lugares en vía pública.

Ésta, ha sido la multa más alta que hasta el momento han impuesto por este motivo, cifra que equivale a 100 Unidades de Medida y Actualización (UMA).

Durante la Jornada de Limpieza de Vialidades, el funcionario municipal explicó que la sanción fue debido a que en casi toda la vialidad, colocó conos para que nadie se estacionara frente al establecimiento.

Además, señaló que las seis sanciones que han aplicado por este motivo a comercios de esta zona, la más pequeña fue, por 20 UMAS, y se trató de una librería.

De acuerdo con el director de la Unidad de Normatividad, cuando han aplicado las multas como en el caso de este restaurante, los infractores no han vuelto a colocar objetos para apartar lugares.

MANTENTE AL DÍA CON TODO LO ÚLTIMO EN NUESTRO CANAL DE TELEGRAM

Sobre las sanciones que han hecho a los establecimientos en donde venden bebidas embriagantes, Enrique Guevara explicó que en Angelópolis, La Paz, la 43 poniente y Anzures, son las zonas en donde más han aplicado multas por violar el horario y porque no cuentan con la documentación completa.

En relación a las clausuras que han hecho durante la administración, el funcionario explicó que han cerrado las puertas de 209 giros comerciales que no ofrecen bebidas alcohólicas. Y sancionaron a 213 porque no cuentan con licencias de funcionamiento, carpetas de Protección Civil, Bomberos y uso de suelo.

De los 900 establecimientos que han visitado, el funcionario explicó que solo 247 comercios cuentan con su documentación en regla.

Venta de bebidas alcohólicas en la vía pública

En un recorrido que Central hizo por las juntas auxiliares y unidades habitacionales de la ciudad de Puebla, se observó que varios negocios de bebidas alcohólicas se adueñaron de la vía pública.

En la junta auxiliar de San Pablo Xochimehuacan es imposible caminar por las aceras, porque los vendedores ambulantes y anuncios de venta de “micheladas” impiden el paso al peatón.

Esta situación también se puede observar, en la Unidad Habitacional de la Rivera Anaya, zona en donde los habitantes habilitaron las rejas de sus estacionamientos para vender bebidas embriagantes.

De acuerdo con información del director de la Unidad de Normatividad Comercial, Enrique Guevara Montiel, el ayuntamiento tiene un registro de 100 mil licencias de establecimientos comerciales. De este número de permisos, 2 mil 800 son de comercios para la venta de alcohol.

Te puede interesar: