23 de Mayo del 2019

Nacional

En enero, venta de gasolina cayó a mínimo de 13 años

- Foto: Especial

Las importaciones del carburante también se desplomaron 20% en volumen a 476,110 barriles diarios.

Por El Economista /

A pesar de que el gobierno federal y la dirección de Petróleos Mexicanos (Pemex) aseguraron que las ventas de gasolinas y diesel se mantuvieron en sus niveles regulares durante los operativos de combate al robo que trajeron desabasto en el centro del país y el Bajío, durante el mes de enero el volumen de ventas internas de gasolinas de Petróleos Mexicanos cayó a 707,309 barriles diarios en promedio, su nivel más bajo para un mes de enero desde el 2006, con lo que en comparación con diciembre se redujo 5.1% la venta de estos combustibles y en un año la caída fue de 7.5 por ciento.

Las ventas de gasolina regular durante el primer mes del año ascendieron a 608,862 barriles diarios, con lo que cayeron 3.1% en un mes, a su nivel más bajo desde enero del 2017, además de que fueron 5.2% inferiores a las reportadas en enero del 2018. En el caso de la gasolina Premium, se observó su nivel más bajo desde septiembre del 2012, de 97,982 barriles diarios, que en comparación con diciembre representan una caída de 16%, así como una reducción anual de 19 por ciento.

Además, el volumen de ventas de diesel alcanzó su nivel más bajo desde enero del 2005, de 290,870 barriles por día, que en contraste con diciembre cayó 3%, y en comparación con enero del 2018 se redujo 11 por ciento.

Como parte de la estrategia contra el robo de combustibles a Pemex, el gobierno federal cerró varios tramos de ductos de transporte de petrolíferos para impedir la sustracción a través de tomas clandestinas. En su lugar, se utilizaron pipas para el abasto, lo que generó retrasos y ocasionó escasez, principalmente en entidades como Jalisco, Michoacán, Guanajuato, Hidalgo, Estado de México y la ciudad de México.

En este contexto, el valor de las ventas internas de gasolinas observado durante enero fue de 32,349 millones de pesos, el más bajo desde octubre del 2016, con una caída de 12% en comparación con el mes de diciembre, y de 21% en relación con el mismo mes del 2018.

El valor de las ventas de gasolina regular, por un total de 27,348 millones de pesos, fue el más bajo desde febrero del 2017, con una reducción de 8.9% en comparación con diciembre y de 20% en la comparación anual. Para la gasolina Premium se observó el valor de ventas más bajo desde abril del 2013, de 4,971 millones de pesos, con lo que cayó 24% en comparación con diciembre del año pasado y 28% en el comparativo anual.

Finalmente, el valor por las ventas de diesel fue el menor observado desde diciembre del 2016, de 14,938 millones de pesos, con una caída de 9.2% en comparación con diciembre y de 20% en relación con enero del 2018.

Las cifras publicadas por la Secretaría de Energía contradicen las versiones que dio el gobierno en los días de desabasto: “estamos vendiendo más combustible que antes, porque se está abasteciendo también lo que era el mercado negro. Como ya no pueden robarse lo que se estaban robando, ahora Pemex está facturando más, aunque parezca increíble esto que les estoy planteando”, dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador, el pasado 16 de enero.

Menos importaciones

Además, las importaciones de gasolinas cayeron 17% en comparación con diciembre y en 20% anual para ubicarse en 476,110 barriles por día en enero, su nivel más bajo desde abril del 2017, luego de la controversia en la que el gobierno negó que se estuvieran reduciendo estas compras externas.

Las importaciones de diesel se redujeron a su vez 28%, para llegar a su nivel más bajo desde abril del 2016, de 171,044 barriles diarios, que además implicó una reducción anual de 24% en las compras externas de este producto.

Farmouts de Pemex se irían hasta el 2020

La petrolera estatal mexicana Pemex podría retrasar al 2020 la búsqueda de empresas para formar alianzas planeadas actualmente para octubre, dijo el miércoles la secretaria de Energía, en medio de acusaciones del gobierno a petroleras de no invertir poco en contratos otorgados tras la reforma energética.

Hasta ahora, Pemex ha tenido resultados mixtos en su estrategia de encontrar socios para proyectos de crudo y gas.

En el 2016, BHP fue elegido para asociarse con Pemex en su proyecto insignia, Trion, en aguas profundas, pero subastas posteriores no lograron atraer interés.

Empresas petroleras sólo han invertido 800 millones de dólares en lugar de los miles de millones ofrecidos en una centena de contratos, expuso Rocío Nahle a periodistas tras reunirse con sus homólogos de Canadá y Estados Unidos en el marco de la conferencia CERAWeek en Houston.

“Deben cumplir lo que marca la ley en cuanto a periodos de tiempo, si no los van a tener que regresar”, comentó la funcionaria refiriéndose a los contratos entregados a empresas petroleras tras la reforma energética del 2013-2014. (Reuters)

El Economista

 

COMENTARIOS