26 de Mayo del 2019

Los mensajes de López Obrador en Puebla

Por Viridiana Lozano / /

Guiapara interior viri

La imagen sobre el triunfo de Andrés Manuel López Obrador en la elección de 2018 fue impoluta y así quiere el presidente que se mantenga. La suya y la de Morena.

En el evento multitudinario que López Obrador celebró en Puebla este domingo 10 de marzo, López Obrador habló de lo que nunca ha querido hablar en sus ruedas de prensa matutinas, no importa cuántas veces le pregunten: el proceso electoral.

Con el gobernador de Puebla, Guillermo Pacheco Pulido, en primera fila, López Obrador llamó a una elección “limpia y libre”.

“Ya el gobierno no tiene partido ni sindicato, el gobierno es de todos, no va a ser como antes, que el gobierno apoyaba a un partido o candidato, mucho menos que se use dinero del presupuesto, que es dinero del pueblo para favorecer a un candidato ¡elecciones limpias y libres!”, dijo el presidente visiblemente molesto.

Habló específicamente de los comicios de Puebla y advirtió: “el que cometa un delito va directo a la cárcel sin derecho a fianza”.

¿Quiénes, actualmente, pueden desviar recursos públicos para la elección?

—El gobierno estatal, el municipal y el súper delegado.

La advertencia encendió los ánimos entre los más de 15 mil asistentes y entre otros cuantos que veían el discurso desde la comodidad de sus casas, escucharon el discurso de una “elección de piso parejo”, la interna (según algunos) y la constitucional.

Pero otra lectura que le han dado los barbosistas es que López Obrador cree que la operación desde el gobierno, como usualmente se ha hecho elección tras elección, está de más y podría terminar afectándolos más de lo que los podría ayudar.

Y es que, según las encuestas Morena está arriba hasta 4-1 con respecto al PAN, su principal competidor. Barbosa no necesita una gran operación, solo evitar cometer un gran error que lo deje en la lona.

También, López Obrador, advirtió: “no se atrevan a usar mi nombre para decirle a la gente que tienen mi apoyo”, parecía dedicado a los tres candidatos, pero en el oficio que manda este lunes la Consejería Jurídica, el único nombre que aparece es el de Barbosa, aunque se refiere después a todos los candidatos.

Otra frase de gran fuerza fue cuando dijo casi a gritos “¡quítate tú porque voy yo!”, parece más una frase dirigida a Alejandro Armenta, porque es quien ha manejado el discurso de que Barbosa ya compitió una vez y perdió.

El Presidente habla también del fraude electoral y otros temas que parecerían estar dedicadas al experredista.

En fin, varias señales que han tenido un sinfín de interpretaciones en las últimas horas entre la clase política poblana. Cada quien las interpreta, claro, a su conveniencia.

Lo que sí me dicen mis fuentes es que el presidente está muy molesto con cómo se ha llevado hasta ahora el proceso interno en Morena, la guerra sucia entre los candidatos, descalificaciones y todo al más puro estilo priista, rompiendo todos los estándares del partido en el poder.

Ya se los dije antes, a ver si no, harto, López Obrador decide que “Nancy va”.