25 de Agosto del 2019

“Los Armentistas”

Por Viridiana Lozano / /

Guiapara interior viri

Luis Miguel Barbosa sabe quiénes lo traicionaron, quiénes intentaron acercarse a Martha Erika Alonso en cuanto el Tribunal Electoral Federal la ratificó como gobernadora electa de Puebla.

Barbosa sabe que, aunque estaban con él en su Movimiento de Resistencia, ya buscaban interlocución con el gobierno morenovallista para “transitar”, un término que se ha usado mucho últimamente.

En ese entonces ya Ricardo Monreal Ávila había dado la orden de detener los embates en contra de Alonso, principalmente a Alejandro Armenta y a José Juan, para empezar a construir una relación política y económica con la gobernadora.

José Juan, que nunca se pone obediente, buscó por su propia cuenta a la entonces gobernadora, le mandó varios mensajes de Whats App para ofrecerle un pacto entre el Poder Legislativo y el Ejecutivo.

Hasta el 21 de diciembre, Martha Erika lo tenía “en visto”.

Armenta tomó distancia y pensó en dedicarse a construir en el Senado su candidatura para 2024, empezó giras al interior del estado.

Otros de menor importancia se cuadraron con el morenovallismo, como los alcaldes de San Pedro Cholula y de Tehuacán, Luis Alberto Arriaga y Felipe Padjane.

Ellos, los que ya estaban en pláticas con Alonso, y algunos morenovallistas se han sumado al grupo de “Los Armentistas”, los más interesados en que el senador se convierta en candidato y, después, en gobernador de Puebla.

José Juan tiene otros intereses, el máximo es que Nancy de la Sierra pudiera ser la candidata, escenario que pinta demasiado complicado, pero hay quienes dicen que más bien está ayudando a Armenta para exigir que la selección de candidato se haga a través de una encuesta.

El grupo político de “Los Armentistas” se está volviendo cada vez más grande, al menos Marcelo García ya está con él y dicen que también los Gali.

Los morenovallistas se escudan en que “la dirigencia del PAN ha destruido al partido”, por supuesto no aceptan su incapacidad para mantener a flote el grupo político que, ya vimos, solo Rafael Moreno Valle podía dirigir.