¡Comparte!

El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta pidió la pena máxima para los feminicidas de Cecilia Monzón. Calificó los hechos como un acto de maldad y perversión por parte de los autores materiales e intelectuales, entre los que se encuentra el padre del hijo de la abogada y activista, Javier N.

En conferencia de prensa, el mandatario señaló que el asesinato de Cecilia Monzón se fraguó, preparó y ejecutó, con la autoría intelectual de personas que intentaron ocupar altos cargos públicos. Pues Javier N., buscó la gubernatura por parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI), en 2010.

Detalló que los mandamientos de la detención fueron producto de una investigación científica y articulación de muchos elementos. Reconoció a la Fiscalía General del Estado (FGE) y pidió que exista confianza en las instituciones que están acreditando que en Puebla no hay impunidad y nadie está por encima de la ley.

El gobernador dijo estar sorprendido ante la implicación en el caso de Javier N., de quien dijo denotó maldad, perversión y conductas antisociales. Pues, concibió el delito de homicidio en contra de alguien con quien tuvo una vinculación personal y es la madre de su hijo.

Estoy sorprendido que una persona que hace vida social, política, económica, pública de todos los segmentos, haya sido capaz de concebir la comisión de un delito de homicidio en contra de quien tuvo una vinculación personal y es la mama de un hijo”.

Barbosa reiteró la petición de la pena máxima para los feminicidas de Cecilia Monzón, pues señaló que la ley debe de aplicarse y nadie estará por encima, aunque se trate de personajes políticos.

Consideró que Javier N. pensaba que después de cometer presuntamente dicho delito, sería intocable, como parte de una práctica del tiempo del partido tricolor.

Qué delitos habrá cometido antes Javier N.: Barbosa

El gobernador dijo que si hoy Javier N., cometió este delito, qué no habrá hecho antes cuando ocupó cargos públicos. Debido a que viene de una época donde el poder servía para beneficiarse y estaba en manos de personas sin estructura moral, personal y solidez.

Respecto a la relación de las denuncias por la pensión alimenticia interpuestas por Cecilia Monzón en contra de Javier N., como causa del feminicidio, Barbosa dijo que es secundario y eso quedará en la parte del presunto delincuente.

En torno al PRI y a los políticos con quien el presunto feminicida tenía relación, indicó que ahora todos se apresuraran a deslindarse. Cuando, Javier N., habló con mucha gente.

Ahorita todos se van apurar a deslindarse, todos estoy seguro que este señor implicado hoy hablo con mucha gente que por cierto creo que no sabían lo que había hecho. Pero de qué hablo o hablo, entonces ahorita se están deslindando con prontitud”.