El fraude de Círculo: el deportivo fantasma

Defraudar a la clase alta en Puebla está de moda. Uno pensaría que son las personas de clase baja, las que tienen tal vez menos estudios, las más vulnerables a estafas. Lo cierto es que la estafa puede darse en cualquier estrato social con la estrategia correcta para ello.

Así sucedió con Círculo, el club deportivo que prometía estar en enero del 2021 en la zona de Lomas Angelópolis, y terminó en un fraude de al menos 15 millones de pesos, captados tan solo en membresías.

En octubre del 2019 se anunció la construcción de un club deportivo con albercas, canchas de tenis, futbol, vestidores, regaderas y todo tipo de clases a un precio que, para ese tipo de clubes, parecía una ganga.

Los promotores ofrecieron la membresía en 15 mil pesos y mensualidades desde 2 mil pesos, para aquellos que se inscribieran antes de que terminara ese año.

Es decir, el fraude fue planeado para consumarse en solo dos meses, aunque la pandemia del coronavirus trajo más adeptos, pues pudieron prolongar las razones por las que en el terreno nunca se levantó ni una barda.

Lo armaron bastante bien, crearon una página de Facebook que publicaba diario los renders de las instalaciones, fotos de personas falsas disfrutando en albercas falsas o tomando clases falsas, todo con el #CírculoAngelópolis, por si quieren buscarlas.

Crearon una página web y montaron una oficina física en la plaza a un lado del predio. En el terreno, que es el que está en Avenida del Castillo 5838, en la entrada de Lomas, frente al Mega, montaron una lona con el logotipo del club y eso fue todo.

¿Cuánto quieren que le hayan gastado? Unos 200 mil pesos…

Para cerrar el discurso del fraude, los vendedores aseguraban que la cadena pertenecía a la Organización Britania, y con eso daban garantía sobre qué tipo de club esperar.

Fueron mil los usuarios que pagaron los 15 mil pesos de la membresía del club y que nunca vieron su dinero de vuelta. Se enteraron muy tarde que era una estafa, pues la pandemia fue usada como excusa para no construir nada durante meses.

De hecho, su última publicación fue en octubre del 2020, cuando aseguraron que ya tenían los permisos de construcción, y que el club estaría listo entre mayo y agosto del 2021.

Cuando los incautos se dieron cuenta que todo había sido un montaje, revisaron el acta constitutiva y, al parecer, ahí estuvo la clave desde el principio.

El nombre es Club Deportivo Sonata Angelópolis SA de CV. Como representante legal aparece Leobardo Rosales, quien solo tiene el 1% del capital, mientras que el otro 99% lo tiene SGL SA de CV.

Los vendedores de las membresías, a quienes ni siquiera les pagaron sus sueldos, señalan a Marcos N. como el verdadero operador de la estafa, lo conocieron y estuvieron en contacto con él.

Una de las claves más importantes de esta estafa es la suma de dinero, los 15 mil pesos que entregaron quienes compraron las membresías, por que para ellos no fue tan significativo como para ir y perder días en la Fiscalía General del Estado.

Sí, les indignó lo sucedido, se reconocieron entre ellos como los estafados, pero nada más. Con eso Marcos N. se fue muy tranquilo con los 15 millones de pesos de las membresías, generados en dos meses, y dinero de algunos que cayeron como inversionistas de la obra.

***
Hablando de estafas, la de Xifra ya se les está cayendo, luego de lo que publicamos en este espacio y de que los defraudadores se encargaron de propagar la columna en sus propias redes sociales.

Solo les cuento que Montserrat ha estado queriendo cambiar el discurso y decir que ella es una usuaria más de Xifra, lo ha hecho en privado, aunque en público, en sus redes sociales, sigue delatándose como la reclutadora principal.

Ella usa el Club de La Vista para buscar riquillos incautos, pero ya la están comenzando a ver feo cuando les hace la plática porque saben que es su estrategia de estafa.

Las carpetas de investigación ya se integran y, seguramente, dejarán de verla pronto, a ella y a su novio Mauricio.

Fotografía de Viridiana Lozano Ortíz

Viridiana Lozano Ortíz

Estudió la licenciatura en Comunicación en la BUAP, es egresada de la maestría en Letras Iberoamericanas por la Universidad Iberoamericana Puebla. Actualmente estudia la maestría en Escritura Creativa...