¡Comparte!

Finalmente está pasando. Al igual que en varios países de Europa, donde los contagios de covid-19 van al alza, ahora algunos estados de México han comenzado a restringir los accesos a eventos o lugares públicos a quienes no se hayan vacunado.

Fueron los gobiernos de Jalisco y Tlaxcala los que impusieron el certificado de vacunación con al menos una dosis de la vacuna contra el coronavirus, informó el portal Forbes.

De lo contrario se negará el acceso a restaurantes, estadios, exposiciones, antros y cualquier otro evento público.

El caso de Tlaxcala es más severo, pues se deberá presentar el certificado de vacunación o el comprobante de las dosis aplicadas como requisitos para entrar a centros comerciales, supermercados, cafeterías, taquerías, cocinas económicas y en hoteles.

Además de lo anterior, el gobierno redujo la operación de bares y restaurantes hasta las 22:00 horas y el flujo de comensales en un 50% en áreas cerradas y 70% en áreas abiertas.

La medida fue aplicada por las autoridades sanitarias tras el avance de la variante Ómicron, que en todo el país a aumentado considerablemente el número de contagios.

Por su parte, las autoridades de Jalisco exigen el certificado de vacunación para acceder a lugares públicos se implementará a partir del 14 de enero.

El gobernador Enrique Alfaro explicó que para poder acceder a eventos de entretenimiento como bares, y estadios, los interesados deberán presentar su certificado de vacunación.

En caso de que la persona no cuente con su certificado, podrá presentar una prueba negativa de PCR con 48 horas de vigencia.