23 de Enero del 2021
Contagios
56,148
Muertos
7,050

Quedan solo 17 lugares para pedir licencia en el Congreso de Puebla

Por Viridiana Lozano / /
Quedan solo 17 lugares para pedir licencia en el Congreso de Puebla
Foto: Central

 Guía para irreverentes

En el Congreso de Puebla ha comenzado una rebatinga por las licencias para poder contender en la elección de este 2021.

Resulta que, por ley, solo 20 legisladores pueden pedir licencia a su cargo. Ya pidieron tres, es decir, en este momento hay tres suplentes, entre ellos, por ejemplo, el de José Juan Espinosa, así que solo quedan 17 lugares.

Esta revelación ha puesto muy nerviosos a todos los legisladores, quienes temen quedarse sin su pase de salida para chapulinear a otro cargo.

Otros han intentado pasarse de listos y “apartar su lugar”. Ayer en la Comisión Permanente, la diputada Liliana Luna metió su licencia con efectos al 3 de marzo, y la rechazaron. El que pida licencia deberá irse de inmediato así que esperen la salida anticipada de los legisladores.

Esto está fundamentado en el artículo 25 del reglamento interior del Congreso que señala:

“Las licencias que conceda el Congreso del estado no podrán ser a más de la mitad de sus integrantes de manera simultánea”.

¿Puede ser inconstitucional? Eso pensaba yo también pero no…

El artículo 61, fracción III de la Constitución local también lo enuncia de forma clara:

“Son atribuciones de la Comisión Permanente. Conceder licencias al gobernador del estado, a los diputados cuando el número de éstos no exceda de la mitad de los que la integran (…)”.

Ahora, puede ser que los que busquen una diputación federal se libren y no estén obligados a pedir licencia, pero aún hay que esperar el acuerdo del Instituto Nacional Electoral (INE).

Pero, ademá hay un grupo de diputados de oposición que ven en ello una oportunidad y se organizan para pedir licencia, sin que necesariamente vayan a competir por un puesto de elección popular y, así, arruinar al presidente, Gabriel Biestro, su intención de contender por la alcaldía de Puebla.

¡Qué comiencen los juegos del hambre por una licencia!

***

Ayer al mediodía, CENTRAL adelantó la salida de Vanessa Barahona de la Secretaría de Turismo tras haber estado solo seis meses en el cargo.

¿Por qué pasó?

Pues todo es obra de la secretaria de Administración de Puebla, Rosa Urtuzuastegui Carrillo, a quien no se le escapa una.

Resulta que, en la revisión del cierre del año de Turismo, la administradora del gobierno del estado se dio cuenta que Barahona destinó recursos a la “promoción turística del estado”. Millones de pesos, dicen, el caso es que no pudieron comprobar que realmente se habían ejercido.

El gobernador, Miguel Barbosa, que confía completamente en su secretaria de Administración, recibió el reporte del gasto y con una llamada le pidió a Barahona su renuncia.

 Claro, para no salir tan raspada, la funcionaria, perdón, exfuncionaria estatal dijo que se fue “por causas personales”.