Puebla, 12 de mayo del 2021

Que siga la limpieza –profunda– en Seguridad Pública

Por Edmundo Velázquez / /
Que siga la limpieza –profunda– en Seguridad Pública
Foto: Central

CUENTA HASTA DIEZ

Muchos movimientos se están dando en la Secretaría de Seguridad Pública de Puebla con la salida de Raciel López Salazar y el llamado Grupo Chiapas.

Aún está en veremos quién asuma su puesto formalmente.

Y aunque se le ha cuestionado al gobernador Miguel Barbosa Huerta por el próximo titular de SSP, el mandatario poblano ya subrayó que no va a someterse a presiones ni a los múltiples escenarios que se han esparcido, principalmente en medios de comunicación.

Por lo pronto sigue como encargado de despacho Rogelio López Maya, el único poblano de la estructura de mandos medios que sobrevivió tanto a Ildefonso Amezaga como a Raciel López Salazar.

Y muchos le ven posibilidades de quedarse.

Aunque, lo que podría tomar en cuenta el gobernador Barbosa es el background de muchos personajes que están tomando lugar en la nueva conformación de la dependencia.

Hay quienes están aprovechando que las fichas del tablero quedaron todas mal acomodadas con tanto cambio: la salida del grupo Chiapas y la eliminación tanto de los Grupos Especiales como de Vialidad Estatal.

Por ejemplo, está el caso de Juan Carlos Martínez Díaz.

Si no le suena el nombre, le cuento: este personaje actualmente es el secretario particular de quien asumió el puesto de titular de la Policía Estatal Preventiva, Julián Palomar del Valle, mejor conocido como Tauro, que también no está tan firme en el puesto.

Así que no se sorprenda si mañana todavía mueven a uno y llegue otro.

En el Gobierno de Puebla todavía están a tiempo de revisar el historial de Juan Carlos Martínez Díaz, para evitarse eventuales sorpresas.

Para nadie es secreto que Juan Carlos Martínez Díaz tiene un pasado en la administración de Rafael Moreno Valle Rosas, y que fue cercano al secretario Facundo Rosas Rosas, uno de los nombres más odiados del gobernador Barbosa.

(Recordemos que lo llamó “delincuente” en una de sus ruedas de prensa transmitidas en vivo.)

¿Qué hacía Martínez Díaz en tiempos de Facundo Rosas?

Fácil. Martínez Díaz se dedicó, junto a un par de compinches, a hacer los enlaces con grupos dedicados al robo de hidrocarburo.

Luego vino la caída de Facundo por el escándalo de la detención de Marco Antonio Estrada, el titular de la Policía Estatal Preventiva por su relación con grupos delictivos que operaban el huachicol.

Así que Martínez Díaz y sus compañeros de negocios corrieron a refugiarse...

Porque el miedo no anda en burro.

Y hace unos años reapareció. Hoy es el particular de Palomar del Valle, alias Tauro.

El dato quizá ya es conocido en Casa Aguayo, porque este tipo de detalles casi nunca se le escapan al gobernador Barbosa.

¿Pero qué pasará? ¿Tauro lo dejará en el cargo y pondrá en riesgo su designación?

Sería una pena que la limpieza de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal se viera opacada por el descubrimiento de un antiguo aliado de Facundo Rosas en la nueva oficina de la Policía Estatal Preventiva.

Sería una lástima.

IEE Puebla

Puebla