22 de Junio del 2018

Política

Así durmió Dante Delgado a los militantes de Movimiento Ciudadano en su visita a Puebla (VIDEO)

- Foto: Especial

El dirigente nacional del partido naranja le tomó protesta a Elías Abaid Kuri como dirigente municipal. Después tomó el micrófono para dar un discurso a cerca de 200 militantes del instituto político. Pero al hablar sin parar por 17 minutos terminó por aburrir a todos y prefirieron desconcertarse hasta que el evento terminará

Por Osvaldo Macuil/@OsvaldoMacuil /

La toma de protesta de Elias Abaid Kuri como dirigente municipal de Movimiento Ciudadano en Puebla se convirtió en un acto tortuoso para los militantes del partido, debido a que el líder nacional, Dante Delgado se aventó un discurso de 17 minutos que terminó por aburrirlos y dormirlos.

En uno de los salones del Hotel Marriot del bulevar Hermanos Serdán se llevó el acto protocolario al que acudieron los candidatos a la gubernatura y a la alcaldía de Puebla, Martha Erika Alonso y Eduardo Rivera Pérez.

VER: Elías Abaid sale ganón en Movimiento Ciudadano; le dan la dirigencia municipal y una pluri federal

El discurso de Dante Delgado fue gris y nunca conectó con los simpatizantes del partido de izquierda que llegaron al lugar.

El dirigente de MC primero hablo del nuevo comité municipal del partido, luego de las candidaturas. Unos minutos después ya estaba hablando de que el PRI ya no es competencia y terminó pidiendo debates entre los candidatos a la presidencia.

Mientras el político lanzaba su perorata, en el salón comenzó a escucharse el llanto de algunos bebes que acompañaban a sus madres.

A medida que avanzaba el discurso que en total duró 17 minutos, los simpatizantes poblanos de Movimiento Ciudadano fueron cayendo en los brazos de Morfeo.

Unos aprovecharon que llevaban gorra y solamente bajaron la cabeza para que no se dieran cuenta que dormían.

Pero otras señoras, en su mayoría, solamente cerraron los ojos y cada vez que entre sueños escuchaban aplausos despertaban para chocar las palmas como todo el público.

Otra mujer de edad avanzada de plano echó la cabeza sobre el respaldo de la silla y boquiabierta se quedó dormida.

Al final, los simpatizantes de este partido salieron inmediatamente del lugar de un evento político que será más recordado por lo desanimado que fue.

COMENTARIOS

Publicidad