Crimen y Castigo

En cuartos diminutos duermen hasta 18 reos en el penal de San Pedro Cholula (FOTOS Y VIDEO)

- Foto: Especial

Este CERESO tiene capacidad para 147 reos, pero actualmente alberga a 549. En ocasiones la población ha llegado a 700, entre ellos está el feminicida Manuel Forcelledo Nader y el exlíder sindical, Israel Pacheco

Por Viridiana Lozano Ortíz/ @viriloz

/ Puebla, Puebla

“El delito queda afuera, aquí entra el ser humano” es la frase que recibe a cada uno de los reos que ingresan al penal de San Pedro Cholula. Ahí está el asesino de Karla López Albert, Manuel Forcelledo y el exlíder sindical, Israel Pacheco, ellos y otros 547 presos viven amontonados y pasan más de la mitad del día encerrados en celdas diminutas en donde duermen hasta 18 personas.

Un largo pasillo alberga las celdas que apenas miden 3x2 metros. En ellas hay cinco planchas de cemento que simulan literas y en cada una pueden dormir hasta tres reos, así se acomodan 15, y otros tres tendidos en el piso.

reo1

Cuando el penal ha llegado a albergar hasta 700 delincuentes, duermen parados y amarrados a los barrotes para poder soltar su cuerpo.

Una entrada sin puerta lleva al escusado y a un lavadero en donde asean su ropa y los trapos que usan para limpiar el cuarto.

Ahí permanecen encerrados desde las 7 de la noche y hasta las 6 de la mañana del día siguiente. Si logran ponerse de acuerdo pueden comprar una televisión y ver la señal abierta o alguna de las películas permitidas por la dirección.

reo2

Sí, en el penal de San Pedro hay asesinos, feminicidas, violadores, extorsionadores y rateros, pero también han estado ahí presos políticos e inocentes que después de un tiempo logran salir por falta de pruebas.

En esa cárcel viven amontonados, tiene capacidad para solo 147 reos y hasta la semana pasada había 549, cada día crece la población y los espacios se reducen.

Los días de visita

Los martes, jueves, sábados y domingos los presos logran librarse por unos minutos del hacinamiento, si aún tienen familiares o amigos que los vayan a visitar. Los condenados ya fueron olvidados.

Cuando hay visita salen de la estancia y pasan a otra área en donde pueden sentarse para comer o platicar con su familia.

En esa zona hay tiendas y pequeñas fondas que atienden los mismos presos que han logrado la concesión luego de años de estar encerrados y solo si han reportado un comportamiento impecable.

Tienen una cocina a la que algunos pueden ingresar para ayudar con la preparación diaria de la comida, solo durante unos minutos se les facilitan un par de cuchillos que usan para pelar papas, cortar carne o picar sus alimentos, todo bajo la supervisión de los guardias.

Un cocinero contratado por la dirección los coordina. Los presos pelean por estar en esta área que hace que los días pasen más rápido.

La pequeña estancia

Cuando nadie los visita o en días en los que no se permite la entrada de familiares y amigos, los 549 presos pasan las horas en un pequeño patio dividido por áreas. Cada área es una silla o un espacio de no más de dos metros.

Ahí está la zona de juegos de mesa, la peluquería, el gimnasio, los lavaderos de ropa y un tendedero.

Parados, sentados en el suelo y vestidos de beige están los reos. Algunos logran ingresas a los talleres que están separados en cuatro diminutas habitaciones, pueden escoger entre carpintería, tejido de bolsas, repujado, o pintura. No hay más de 20 lugares en cada uno.

Si te dan un espacio en el taller, te asignan un bote de plástico que sirve como silla y ahí sentado debes trabajar.

Los productos que elaboran son vendidos afuera por sus familiares.

reo3

reo4

 

reo5

Visita íntima

El exlíder del sindicato del Ayuntamiento de Puebla, Israel Pacheco pasa el día en el patio con los demás reos pero por las noches duerme en el área de Visita Íntima junto con dos reos discapacitados.

La labor que le han asignado es el cuidado de los dos presos, uno de los no puede caminar y el otro usa muletas de forma permanente.

En enero juró que saldría libre, que su libertad llegaría con el término del sexenio morenovallista. Después dijo que lograría dejar el penal cuando el nuevo gobernador Tony Gali tomara protesta, pero no fue así, el próximo 13 de abril cumplirá tres años encerrado.

Forcelledo Nader

El feminicida de la joven Karla López Albert y del hijo que llevaba en su vientre, Manuel Forcelledo casi no pasa al área de visita.

Hace unos días falleció su papá, quien era el que más lo iba a ver al Penal de San Pedro. Su madre y una de sus hermanas llegan a ir una o dos veces al mes.

Luego de que El Gerber fue trasladado al penal de Tepexi de Rodríguez, tras las quejas de los reos por el control y violencia que ejercía sobre ellos, trascendió que Forcelledo es ahora quien controla el penal.

Sin embargo, fuentes al interior del CERESO informaron a PÁGINA NEGRA que por primera vez en muchos años no hay un líder absoluto.

Luce deprimido pero cree que su abogado logrará algún día que salga libre por el crimen que cometió en enero de 2014.

50 millones de pesos para un nuevo penal

El alcalde de San Pedro Cholula, José Juan Espinosa pelea por la construcción de un nuevo Penal y porque el gobierno del estado se encargue de la cárcel que está en su municipio.

El Congreso de Puebla le autorizó ya un crédito por 50 millones de pesos para la construcción del nuevo edificio pero aún está pendiente la aprobación de la Auditoría Superior del Estado.

Loading...

COMENTARIOS

Publicidad

 

bannerPC

 

 

thehighexperience

Vaniloquio

Banner joanmarin

Publicidad

Loading...