16 de Octubre del 2019

Gobierno

Los contratos del programa Beca un Niño Indígena de Martha Erika Alonso: siete empresas recibieron 14 millones de pesos

-

Esta información corresponde al periodo 2016-2018 en el que se expidieron 13 contratos. Sin embargo de 2012 —año en el que arrancó este programa— al 2015 no hay información de los montos que se destinaron para adquirir los paquetes escolares

Por Osvaldo Macuil/@OsvaldoMacuil /

Beca un Niño Indígena, uno de los programas insignia del morenovallismo, expidió al menos 13 contratos a través de los cuales facturaron más de 14 millones de pesos y contrataron a siete empresas para que entregaran paquetes escolares.

Sin embargo, la información difundida por el gobierno de Puebla es parcial ya que no hay datos de los contratos emitidos entre 2012 —año en el que arrancó este programa— al 2015. CENTRAL revisó la información de transparencia de este fideicomiso y solamente se encontraron contratos del periodo 2016-2018.

En 2012, el gobierno de Rafael Moreno Valle dio paso a este programa. A través del Sistema Integral para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) se manejó Beca un Niño Indígena, cuya función principal era entregar kits escolares a niños de 5 a 14 años de zonas marginadas para que continuarán con sus estudios.

El 15 de febrero se firmó el contrato para crear el fideicomiso a través del cual se recibían las donaciones, el cual estaba manejado por Banco del Bajío.

En su arranque, el patrimonio de este fideicomiso era de 2.5 millones de pesos. Para el 30 de junio de 2019, el monto supera los 10.5 millones de pesos.

En mayo de 2013 se realizó una modificación al contrato con banco del Bajío y se amplió la edad de los beneficiarios, por lo que se extendió a menores de 17 años.

¿Qué incluían los paquetes escolares para los menores”

En 2016, a través de este fondo se adquirieron 3 mil 147 paquetes escolares para los niños indígenas de Puebla. Para los dos siguientes años se compraron 4 mil 400, respectivamente.

Cada paquete incluía una playera blanca de cuello redondo, un conjunto deportivo con pants y chamarra, y calcetas deportivas. Además de que les entregaban tenis blancos deportivos.

Aunado a ello les entregaban útiles escolares: una mochila, 7 libretas profesionales, una caja con 12 lápices, un sacapuntas, dos gomas de migajón, 4 lápices de madera, 1 bicolor, un pegamento, un lápiz adhesivo, un juego de geometría, dos bolígrafos; paquete de 100 hojas de papel bond; calculadora científica; dos libros y un libro de lectura.

De acuerdo con las especificaciones, cada paquete escolar costaba mil 81 pesos con los útiles, uniforme y tenis.

Las empresas contratadas

NNIV Comercial se constituyó legalmente el 9 de agosto de 2016. Sin embargo, el 4 de julio de ese año recibió su primer contrato del programa Beca un Niño Indígena. Le pagaron 748 mil 003 pesos por la adquisición de uniformes.

En 2017 volvió a ser contratada por el mismo concepto y el monto que recibió fue de un millón 574 mil pesos.
Maquilas y Confecciones Santa Clara obtuvo tres contratos. En 2016 le pagaron un millón 881 mil pesos para fabricar uniformes. Ese mismo año ganó el contrato de las mochilas y útiles escolares por lo que obtuvo un millón 485 mil pesos más. 

En 2018, volvieron a ganar la fabricación de uniformes y el contrato fue por 2 millones 042 mil pesos.

En su acta constitutiva, esta empresa tiene como dueños, Jesús Erchuk Murad, Alejandro Goldbert Erchuk y Leonor Erchuk Murad. Ésta última persona recibió un contrato como persona física por un millón 876 mil pesos.

Blasof fue otra empresa beneficiada. En 2017 la contrataron para uniformes y zapatos escolares. Los pagos fueron por 12 mil 201 y 6 mil 299. Los montos son muy bajos debido a que fueron ampliaciones de los pedidos principales.

Un año más tarde esta empresa recibió un millón 681 mil pesos por el calzado escolar que se entregó a los niños indígenas.

El resto de las empresas contratadas son Marco Antonio Gasca con 69 mil pesos por uniformes; Alejandro Torres Tamayo con 2 millones 17 mil pesos por mochilas y útiles escolares; Internacional Business de México recibió un millón 108 mil pesos por calzado escolar; y Proveedora de Uniformes y Suministros Creative obtuvo 122 mil pesos por uniformes.

COMENTARIOS

 

Selene Rios

Neoderma Clinica