21 de Noviembre del 2019

Gobierno

Sin médicos y con cucarachas se mantiene el Hospital Psiquiátrico de Puebla, “El Batán”: CNDH

-

El organismo nacional, a través del Mecanismo para la Prevención de la Tortura, realizó varias visitas en junio del 2018 a todos los hospitales de este rubro a nivel nacional, para examinar el trato y las condiciones de detención de las personas privadas de la libertad y bajo tratamiento.

Por Edmundo Velázquez / @mundovelazquez /

La Comisión Nacional de Derechos Humanos estableció que el Hospital Psiquiátrico “Dr. Rafael Serrano” de Puebla —mejor conocido como “El Batán”— se mantiene en condiciones deplorables, pues encontraron cucarachas en su cocina y una carencia de 20 médicos, 31 especialistas y 170 enfermeros.

El hospital psiquiátrico en Puebla presenta una serie de factores de riesgo, carencias en sus instalaciones, equipo médico, medicamentos, programas y personal requerido; además se detectó que existen casos de ingreso obligatorio y grupos en situación de vulnerabilidad, según el Informe Inicial 06/2017 emitido por el Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNPT).

El organismo nacional, a través del Mecanismo para la Prevención de la Tortura, realizó varias visitas en junio del 2018 a todos los hospitales de este rubro a nivel nacional, para examinar el trato y las condiciones de detención de las personas privadas de la libertad y bajo tratamiento.

Entre las observaciones de los distintos rubros, el informe subraya condiciones insalubres en las instalaciones de “El Batan”, como el hecho de que en “la cocina se observó la presencia de fauna nociva” o cucarachas.

En cuanto a la carencia de elementos básicos, el MNPT planteó que este nosocomio no cuenta con equipo médico, medicamentos y programas ni con un laboratorio de análisis clínicos, gabinete de rayos X, ni servicio de electroencefalografía.

Pero, uno de los puntos más graves según el reporte es la falta de plantilla para atender a los 266 internos del nosocomio “Dr. Rafael Serrano”, ya que debería de ser atendido por más de 200 especialistas.

Los servidores públicos que debería de tener el hospital para alcanzar a atender a todos los internos son 20 médicos, 10 psiquiatras, 5 médicos generales, 3 internistas y dos neurólogos.

Además son necesarios otros especialistas: 15 terapistas, 5 psicólogos, 5 trabajadores sociales, 4 geriatras y 2 odontólogos. Y el organismo nacional sugiere la contratación de 170 enfermeros; entre ellos 20 especializados en pacientes psiquiátricos, 100 enfermeros generales y 50 auxiliares de enfermería.

El hospital también no cuenta equipo de apoyo y adecuaciones arquitectónicas para facilitar el acceso de las personas mayores, o que viven con algún tipo de discapacidad física.

El ombudsman Luis Raúl González firmó el documento en el que se le exige al gobierno de Puebla que, en un lapso de 30 días, comunique una respuesta formal a la Comisión Nacional de Derechos Humanos y designe un funcionario para dar seguimiento de su cumplimiento.

COMENTARIOS

Publicidad