26 de Marzo del 2019

Gobierno

Con Martha Erika Alonso, el PAN y el morenovallismo cumplirán 14 años en el poder en Puebla

-

En 2010, Acción Nacional llegó al gobierno estatal con Moreno Valle y con la ratificación de su esposa, el partido azul gobernará hasta el 2024.

Por Esteban de Jesús López / @Estevanz01 /

Una vez que se ratificó el triunfo de Martha Erika Alonso como gobernadora de Puebla, el Partido Acción Nacional y el morenovallismo completarán un ciclo de 14 años gobernando el cuarto estado con mayor importancia del país.

Sin embargo, este será el periodo de gobierno más complicado pues la panista tendrá en contra al Congreso de Puebla que está controlado por 22 diputados de la coalición Juntos Haremos Historia conformada por Morena, PES y PT, quienes están encabezados por José Juan Espinosa Torres y Gabriel Biestro.

De igual, modo Martha Erika Alonso gobernará con ediles emanados de Morena en las principales ciudades del estado como la propia capital, Tehuacán y San Martín Texmelucan.

Martha Erika Alonso tendrá como su principal obstáculo al Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), partido que logró consolidarse como segunda fuerza política desde 2014 y el PRI se desfondó al tercer lugar y desde su estrepitosa caída en 2010, el tricolor no ha logrado ganar elecciones.

El PAN gobernará hasta 2024

La noche del 8 de diciembre, cuatro de siete magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) votaron por ratificar a Martha Erika Alonso como gobernadora electa de Puebla. La elección ha sido la más contada en la historia del país.

VER: OFICIAL: 4 magistrados del TEPJF ratifican a Martha Erika Alonso como gobernadora de Puebla; 3 pidieron la anulación

Gracias a esa decisión, Acción Nacional gozará de otros seis años en el poder. Pero las condiciones políticas serán muy diferentes a las que tuvieron Rafael Moreno Valle de 2011 a 2017, y Antonio Gali Fayad en los últimos 22 meses.

La primera vez que los poblanos le abrieron la puerta a este partido para que tomara las riendas del estado, fue en 2010 cuando Rafael Moreno Valle Rosas se convirtió en gobernador y terminó con décadas del PRI al frente, pese a que él había renunciado años atrás a ese instituto político.

Moreno Valle ha sido señalado de ser el gran operador político que le ha permitido a su grupo mantener la gubernatura poblana por dos periodos más después de que concluyó su mandato.

Su sexenio se caracterizó por el crecimiento del robo de hidrocarburo por el incremento en los feminicidios, además de construir obras faraónicas y dejar endeudado a Puebla con más de 23 mil millones de pesos.

También se le culpa por la recién abrogada Ley bala, el Caso Chalchihuapan, los Proyectos para la Prestación de Servicios (PPS) y presos políticos.

En las elecciones de 2016 para elegir al sucesor de Moreno Valle, el PAN envió a Antonio Gali Fayad, quien ese momento era alcalde de Puebla y ya había demostrado ser un candidato rentable para el albiazul y el morenovallismo.

A pesar de todos los cuestionamientos al gobierno de Moreno Valle, los poblanos eligieron a Gali Fayad como mandatario estatal, quien solo estuvo en el cargo 22 meses, debido a que para 2018 se homologaron las elecciones locales con las federales.

El actual gobierno ha sido conciliador de los problemas que dejó su antecesor. Sin embargo, el tema de seguridad explotó en los últimos meses sin que se observe una tendencia para revertir el crecimiento de ilícitos.

En medio de este escenario, con cifras de inseguridad alarmantes y con un grupo opositor controlando el Congreso, Martha Erika Alonso gobernará seis años para completar los 14 años del morenovallismo en el poder, tiempo que se cumplirá en 2024 una vez que concluya su mandato.

COMENTARIOS

Publicidad