Tuesday, 10 de December de 2019

Nacional

La ira por el “mega gasolinazo” enciende a 29 estados y la CdMx; Peña Nieto en silencio y de vacaciones

- Foto: Sinembargo

Son 29 entidades del país y la Ciudad de México, que vivieron ayer un día sin descanso. Bloqueos carreteros, marchas y plantones en instalaciones de Pemex. En Jalisco, donde unas 3 mil personas salieron a las calles en contra del gasolinazo, las protestas se tornaron más agresivas: se reportaron cinco detenidos y la manifestación fue dispersada con gas lacrimógeno. En Edomex y Chihuahua, los bloqueos a carreteras duraron horas.

Por Sinembargo /

Los reclamos son varios. Primero, el “mega gasolinazo”. Segundo, el aumento en el gas, que llegó en medio de las protestas por el primer golpe. Y el tercero, las promesas incumplidas.

El Presidente Enrique Peña Nieto dijo que la Reforma Energética traería rebajas en los combustibles. Así lo prometió. Difundió spots, lo dijo en discursos y lo utilizó como herramienta para vender sus reformas estructurales.

Ahora, ciudadanos, organizaciones civiles, transportistas, activistas y partidos de oposición protagonizaron manifestaciones ayer en todo México para objetar el aumento a las gasolinas que entró en vigor el domingo.

Se trata de un movimiento espontáneo que abarca 29 estados de 31, y la Ciudad de México.

En la capital mexicana, después de las protestas callejeras, un grupo de encapuchados dio acceso libre a usuarios del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro en la estación Zócalo como parte de las protestas contra el llamado “mega gasolinazo”. En Guadalajara, los enfrentamientos llevaron al uso de gases lacrimógenos. En Chihuahua se bloquearon carreteras pero la movilización más simbólica fue la del Estado de México, la casa del Presidente y la cuna del actual Gobierno federal. Allí, desde muy temprano, miles de ciudadanos y transportistas bloquearon las principales carreteras de acceso a la entidad, y así las mantuvieron durante horas. Todavía en la noche había reportes de inconformes en algunos puntos del estado gobernado por el priista Eruviel Ávila.

Se trata de un movimiento espontáneo que se ha expendido rápidamente. El aumento a los combustibles fue un chispazo que encendió, parece, todos los reclamos acumulados. Peña llegó a la Presidencia con una ruidosa campaña llena de promesas, pero no sólo no las ha cumplido: la economía se ha hundido y el país se siente hoy más indefenso frente a amenazas externas que antes de su llegada.

El gobierno mexicano dijo que la liberación de los precios de los combustibles estaba planeada desde hace mucho tiempo, pero que desafortunadamente coincidió con un alza en los precios internacionales del petróleo.

La desregulación tiene como fin acabar con los subsidios que, según el gobierno, benefician sobre todo a los mexicanos adinerados, y atraer la participación del sector privado al recién abierto mercado de combustibles.

“Desafortunadamente coincide con un incremento relevante en los precios internacionales del petróleo”, dijo Miguel Messmacher, subsecretario de Ingresos. Eso, y una devaluación del peso mexicano frente al dólar en 2016, probablemente hubieran resultado en un aumento en los precios de los combustibles el año pasado, pero el gobierno aún fijaba los precios en ese entonces.

México importa gran parte de la gasolina que consume, aun cuando exporta petróleo crudo.

“El que nosotros estuviéramos limitando de alguna manera estos movimientos (de precios), lo que hizo fue concentrar todo este ajuste… tan grande”, dijo Messmacher.

“Estas cosas siempre generan malestar”, agregó. “Es muy claro, es muy comprensible. Nos queda claro que esta es evidentemente una medida impopular”.

Las autoridades no han explicado por qué aumentó el robo de combustibles en oleoductos a principios de diciembre, pero el gobierno se vio obligado a incrementar los patrullajes militares 60 por ciento para combatirlo.

 

La delincuencia en México roba cada año combustibles por un equivalente a 1,400 millones de dólares de oleoductos de la empresa petrolera estatal Pemex, según cálculos oficiales.

La promesa...

 

La realidad...

 

Para leer el texto completo dar click aquí: Sinembargo